Médicos dicen

El rasgo distintivo de nuestra clínica es su orientación al resultado, al logro del embarazo lo más pronto posible. Procuramos no tratar la infertilidad sino curarla. Pero no siempre el tratamiento resulta efectivo.

Se puede continuarlo por mucho tiempo, pero el reloj biológico que todos llevamos dentro sigue marcando despiadadamente las horas y con cada nuevo ciclo las posibilidades de éxito no aumentan sino disminuyen. Por supuesto, lo ideal sería dar a luz sin recurrir a una madre de alquiler, pero a veces la maternidad subrogada es el único remedio para tener un hijo propio.

¡No pierdan tiempo! Si el tratamiento prescrito no surte efecto y no se consigue el embarazo tras varios intentos de FIV, acudan a los servicios de una madre sustituta, tal como lo prevé la Orden Nº 67 del Ministerio de Salud, para evitar las consecuencias negativas que puedan afectar su salud. Es una práctica cada vez más extendida en el mundo que anualmente permite a decenas de miles de mujeres ser madres. Los especialistas de la Clínica Vita Nova cuentan con una amplia experiencia en la realización de programas de subrogación gestacional.

Para aumentar los chances de que el embarazo llegue en el primer intento, les recomendamos sincronizar los ciclos menstruales con la madre de alquiler y llevar a cabo la primera transferencia de embriones en el ciclo en fresco.

 

¡Les ayudaremos a ser padres!

Hacer una pregunta

Concertar una cita